Saltar al contenido
VITTaVITT

Sacarosa o azúcar de mesa ¿Qué es y para qué sirve?

Sacarosa o azúcar de mesa ¿Qué es y para qué sirve?
Meneame

El uso de la sacarosa o azúcar de mesa es cada vez más controvertido debido a que continuamente se está ofreciendo información diferente al consumidor, el cual termina por confundirse y no saber realmente qué está tomando o qué opciones tiene para endulzar su dieta.

Aunque nuestra alimentación ha de ser equilibrada e incluir todos los grupos de nutrientes, lo cierto es que debemos controlar las cantidades, ajustándonos a aquellas que resultan saludables y que, en el caso de los azúcares, ronda los 50 gramos por día. Pero… ¿cualquier azúcar sirve? ¿Es la sacarosa igual de apta que otro tipo de endulzantes? Veremos qué es este disacárido y qué aporta a nuestro organismo así como otros aspectos que resultan de especial interés a la hora de determinar su consumo.


¿Qué es la sacarosa y para qué sirve en nuestro organismo?

La sacarosa es el azúcar común, el blanco de grano fino. Se trata de un disacárido cuyo nombre es alfa-D-Glucopiranosil – (1→2) – beta-D-Fructofuranósido. Está formada por cristales transparentes de alfa-glucopiranosa y de beta-fructofuranosa, esto es, de hidrógeno, carbono y oxígeno. Cuenta con sacarasa, que es la enzima encargada del proceso de hidrólisis.

Su obtención viene dada de la remolacha y de la caña de azúcar, después de tratarlas con procesos industriales diversos como la purificación química. El azúcar blanco es el más puro, incorporando más de un 99% de sacarosa, de ahí que se le conozca simplemente como sacarosa por ser el tipo que la incluye en mayor medida y en su práctica totalidad.

Se trata de un conjunto de hidratos de carbono de alto índice glucémico que actúa en el organismo de manera inmediata, aportando mucha energía al convertirse en fructosa y glucosa que pasa, a través del intestino, al torrente sanguíneo en relativamente poco tiempo.

Compuesto químico y estructura molecular:

estructura molecular de la sacarosa

  • ✅ Masa molar: 342.29754 g/mol
  • ✅ Número CAS: ‎57-50-1
  • ✅ Otros nombres:  alfa-D-Glucopiranosil – (1→2) – beta-D-Fructofuranósido
  • ✅ Fórmula semidesarrollada: C12H22O11
  • ✅ Solubilidad en agua: 203.9 g/100 ml
  • ✅ Punto de fusión: 186 °C

La importancia de este disacárido radica en que es una de las fuentes directas y más rápidas de energía, motivo por el cual debe formar parte de nuestra dieta para evitar el agotamiento y el sobreesfuerzo, siempre en función de nuestra actividad y del consumo energético de nuestro metabolismo basal.

Las recomendaciones de los expertos respecto a los azúcares pasan por no exceder los 50 gramos diarios y que, en la medida de lo posible, estos provengan de alimentos con azúcares naturales como la fruta, y no como azúcar de mesa. Por supuesto, el total de azúcares que ingiramos debe ser variado e incluir cuantos más tipos mejor, simplemente se aconseja evitar que esta última sea la menos presente debido a las patologías y enfermedades que puede llegar a favorecer o incluso producir por sí misma.

Principales funciones y propiedades de la sacarosa

Por supuesto, estamos hablando de un compuesto de complejidad y sus características y propiedades van mucho más allá. Así, te mostramos cuáles son las funciones de la sacarosa y las propiedades con que cuenta.

Funciones principales

Esta encima sirve para:

  • Producir energía: Sencillo pero completamente esencial. La energía es esencial para que nuestro organismo lleve a cabo todas y cada unas de sus funciones, desde las más superfluas hasta aquellas que son vitales.
  • Sintetizar de proteína: Este azúcar nos ayuda a asimilar las proteínas que ingerimos.
  • Regular el glucógeno.

Propiedades principales

Contar con unos niveles adecuados de sacarosa (y demás azúcares), supone obtener beneficios como:

  • Reserva de energía: Esa regulación del glucógeno se vuelve esencial cuando necesitamos energía y no tenemos de dónde sacarla. Esta sustancia se encuentra en los músculos y en el hígado y, dado el caso, puede transformarse en glucosa.
  • Resistencia: La producción de energía implica que seamos más resistentes, dando esquinazo al agotamiento no sólo físico sino también mental. Un consumo adecuado de azúcar nos permite, por tanto, trabajar durante más tiempo, rendir más, estar más concentrados…
  • Desarrollo físico: La síntesis de proteínas hace que estas se aprovechen mejor, siendo los músculos unos de los principales beneficiados, los cuales se verán ampliamente desarrollados.
  • Reducción de problemas nerviosos: Este disacárido nutro nuestro sistema nervioso, de manera que lo ayuda a funcionar correctamente, haciendo se nuestros tics e incluso otras patologías nerviosas sean mínimas o ni siquiera lleguen a aparecer.

Hidrólisis de la sacarosa

La enzima sufre, en nuestro estómago, el proceso de hidrólisis (ácida en este caso). Este consiste en el desdoblamiento de parte del azúcar consumido para convertirse en los componentes fructosa y glucosa e incluir una nueva molécula de agua. Este es trabajo de la ya mencionada sacarasa o invertasa, siempre y cuando se encuentre en un entorno rico en cloruro de hidrógeno.

Recomendado para ti  Taurina o L-Taurina ¿Qué es y para qué sirve?

Fuentes de sacarosa ¿Qué alimentos la contienen y dónde se encuentra?

fuentes de sacarosa

Por supuesto, vamos a contarte dónde se encuentra este polisacárido, de manera que puedas introducir los alimentos que consideres en tu dieta.

La sacarosa, como hemos indicado, es el azúcar de mesa o azúcar refinado. Si quieres tomarla nuestro mejor consejo es que lo hagas en este formato, de manera que puedas controlar por completo las cantidades.

Alimentos de origen vegetal

Aunque estos incluyen azúcar, son mucho más saludables, junto con los de origen animal, que los productos industriales. Te mostramos qué verduras y hortalizas son las más azucaradas, siempre mostrándote la cantidad respecto a 100 gramos de producto.

  1. Remolacha – 6,7 gramos.
  2. Zanahoria – 4.74 gramos.
  3. Cebolla – 4.24 gramos.
  4. Boniato – 4-18 gramos.
  5. Col morada y nabo – 3.8 gramos.
  6. Berenjena – 3.5 gramos.
  7. Maíz (en estado natural, no procesado) – 3.2 gramos. *Ojo porque procesado su porcentaje aumenta muchísimo.
  8. Tomate – 3 gramos.

Aunque se trata de vegetales azucarados, su consumo está totalmente aconsejado en prácticamente cualquier dieta debido a que su valor nutricional es bastante alto, siendo alimentos ricos en vitaminas y minerales.

En cuanto a frutas, las más azucaradas son:

  1. Dátil – 64 gramos.
  2. Higo – 16.26 gramos.
  3. Uva – 16.25 gramos.
  4. Mango – 13.66 gramos.
  5. Cereza – 12.82 gramos.
  6. Plátano – 12.13 gramos.
  7. Mandarina – 10.58 gramos.
  8. Manzana – 10.3 gramos.

Sin embargo, hay que considerar que no hablamos de glucosa puramente sino que estos alimentos lo que incluyen es fructosa, otro tipo de monosacárido de origen totalmente natural que, obviamente, no incluye ningún procesamiento.



"TODAS LAS RESPUESTAS AQUÍ Información 100% Actualizada +Infografía +Tabla Dosis de Sacarosa ¿Conoces los mejores alimentos con mayor cantidad de este?"


Por supuesto, su consumo es muy adecuado en cualquier dieta convencional y sólo se desaconseja el abuso de estos alimentos (que no su eliminación) en casos en los que se realicen dietas hipocalóricas o específicas para personas con problemas relacionados con el azúcar.

Alimentos de origen animal

Los alimentos de origen animal no deben preocuparte puesto que no incluyen sacarosa. Sí los hay muy ricos en otros hidratos de carbono (tocino, embutidos, cortes grasos y animales en particular como el cerdo o el pato), conceptos que no se deben confundir.

*Sólo la miel se podría incluir en este punto, contando con entre 0.2 y 7 gramos, según la pureza de esta.

Productos industriales

Al tratarse de un producto que ya se vende por sí mismo y que no resulta un alimento como tal sino que se concibe como un añadido, lo habitual es que lo encontremos en productos industriales dulces procesados. Te dejamos una lista de los más azucarados y los cuales, con una sola porción, ya aportan más sacarosa de la recomendada para una jornada entera. Es precisamente por ello por lo que nos detenemos tanto en ellos, buscando que tomes conciencia sobre su perjuicio.

  • Cacao instantáneo en polvo para disolverMás del 70% del producto es azúcar. Te recomendamos cambiarlo por una onza de cacao puro. Si buscas un alimento para disolver en leche, opta por el cacao puro en polvo o los solubles que, además de cacao, incluyen cereales.
  • Tabletas de chocolate: Les ocurre lo mismo que al anterior, siendo, a menudo, su primer ingrediente (el más abundante) el azúcar, y pasando, en muchísimas ocasiones, el 50% del total de la composición.  La solución pasa, de nuevo, por recurrir a las tabletas de chocolate de gran pureza y sin azúcares añadidos. Lo mismo cuando se te antoje cualquier chocolatina de estas que incluyen galleta, frutos secos, etc.
  • Cereales de desayuno: Más de una quinta parte del alimento es sacarosa pura. Por supuesto, la enorme variedad de ellos que existe en el mercado te ofrece alternativas, pues hay algunos mucho más azucarados que otros, eso depende ya de cada tipo. Para no errar en este punto pero seguir disfrutándolos, escoge los que no incluyen azúcares extra, que los hay.
  • Bebidas energéticas y de refresco: ¿Alguna vez te has parado a mirar su información nutricional? Hay refrescos que incluso superan el 50% de composición en azúcares añadidos, lo cual es una auténtica barbaridad. Además, su fusión con el gas hace que estas bebidas sean ideales para subir de peso rápidamente. Tienes dos alternativas, las versiones light o zero, de las que aconsejamos no abusar tampoco debido a los endulzantes poco saludables que presentan o, directamente, optar por otro tipo de bebidas más sanas como el agua con frutas, las infusiones, los licuados de fruta
  • Bollería industrial: Aunque la proporción del disacárido es muy variable en función del producto, lo que te podemos asegurar es que este tipo de alimentos no resulta beneficioso de ninguna manera, y mucho menos en relación a su aporte en sacarosa. Todos resultan inadecuados, incluso aquellos que prometen ser bajos en calorías, línea, digestive, etc. la incluyen en enormes cantidades, no tienes más que mirar sus etiquetas. Por lo general, la bollería industrial se compone de entre un 20 y un 60% de azúcar. Además, el resto de sus ingredientes no son precisamente saludables. Elimina este grupo de alimentos de tu dieta y sustitúyelo por porciones de fruta o incluso por bollería que hayas tú mismo, en casa y con los ingredientes saludables que tú mismo selecciones.
  • Golosinas: Ni qué decir tiene que estas son puramente azúcar (y otros ingredientes que no queremos ni comentar). Nuestro consejo es no recurrir a ellas nunca, salvo caso de necesidad, por ejemplo, en episodios de hipoglucemia y, por supuesto, siempre que no se tenga otra fuente de glucosa a mano.
Recomendado para ti  Celobiosa ¿Qué es y para qué sirve?

Intolerancia a la sacarosa ¿Qué síntomas o enfermedades podemos padecer debido a ella?

Es posible que nunca hayas escuchado hablar de ella pero, en efecto, existe una enfermedad conocida como intolerancia a la sacarosa. Tal y como puedes imaginar, es similar a la intolerancia a la lactosa y a otros nutrientes o alimentos. Consiste en la ausencia de sacarasa (invertasa), la enzima que, como hemos indicado antes, trabaja para digerir la sacarosa. Al no existir, esta va a nuestro intestino tal cual y se fermenta debido a la acción bacteriana.

sintomas intolerancia sacarosa dolor abdominal

Se trata de un diagnóstico difícil, pues su sintomatología es similar a la de otras intolerancias. Por ello, lo común suele ser que dicho diagnóstico se realice a base de prueba-error, tomando sacarosa y comprobando nuestra reacción, ya sea de manera doméstica o recurriendo a pruebas médicas como la biopsia intestinal para analizar nuestras vellosidades intestinales, aunque estas raramente se practican.

El cuadro sintomático que presenta incluye:

  • Malestar estomacal.
  • Pesadez estomacal.
  • Episodios de diarrea, normalmente bastante violenta y repentina.
  • Distensión gástrica.
  • Dolor de abdomen.
  • Sangrado intestinal.
  • Carencias nutricionales y deshidratación vendrían dadas debido a no poner tratamiento a los procesos diarreicos y que estos se volviesen crónicos.

Ello derivaría en:

  • Cansancio.
  • Anemia.
  • Diferentes carencias nutricionales (y ya las enfermedades que cada caso conlleva).
  • Retraso en el crecimiento.

Además, es importante saber que padecer esta patología, que a veces también se asocia a otros déficits de diferentes enzimas, puede favorecer la aparición de otras enfermedades o potenciar sus síntomas.

Rechazo a la fructosa

La ausencia de azúcares en nuestro organismo (al decidir no tomarlos), hace que este no se acostumbre a ellos y que termine rechazándolos todos o parte de ellos, generándose síntomas similares tras su consumo.

Diabetes

Cuando no podemos tomar los azúcares adecuados, la insulina, que es la encargada de regular la glucosa en sangre, empieza a funcionar mal. Esta a veces incluso se reduce debido a que no existe material que transportar. Una menor cantidad de insulina y un peor trabajo de esta se traducen, inevitablemente, en diabetes de tipo 2.

Insuficiencia renal

La diabetes es causa principal de la insuficiencia renal. Si sólo eres intolerante a la sacarosa, tus riñones no deberían trabajar inadecuadamente, pero si desarrollas diabetes es muy posible que esta termine derivando en este problema.

Gota

Y, nuevamente, la gota puede aparecer como resultado del mal funcionamiento de tus riñones.

Hipoglucemia

Esta patología se da al tener un nivel de azúcar en sangre por debajo de lo habitual, lo cual puede resultar constante en personas intolerantes a la sacarosa si no toman los sustitutos adecuados.

Insuficiencia hepática

Una anormalidad metabólica como es un bajo nivel de azúcar en sangre puede hacer que nuestro hígado funcione incorrectamente.

Epilepsia

La «quema » de azúcar por parte del cerebro favorece la excitación cerebral. Visto así, podría parecer que no tener azúcares podría ser positivo, pues se obviaría este problema, pero nada más lejos de la realidad. Necesitamos unas pequeñas aportaciones de sacarosa en nuestro organismo para que se dé una correcta conducción; si no es el caso, la actividad nerviosa aumenta y, con ello, lo hace la epilepsia, pudiendo complicarse o incluso aparecer a raíz de la intolerancia.

Cantidades y dosis diarias recomendadas de sacarosa

Vamos a comentar, a continuación, cuántos azúcares se recomienda tomar diariamente. Sin embargo, hay que considerar que estos engloban todos los tipos, por lo que el total no debe estar conformado por sacarosa sino que debemos tener en cuenta el combinar las otras formas de azúcar que consumimos a lo largo del día.

Lo cierto es que no se trata de un nutriente que requiera de una gran diferenciación al respecto. La OMS hace la recomendación de que, como máximo, un 10% de nuestras calorías diarias consumidas provengan de esta fuente, lo que viene a ser un total de unos 50 gramos para un adulto, considerando siempre a una persona activa físicamente, sin problemas médicos ni otros condicionantes.

Tabla: Dosis diarias recomendadas de azúcar

EdadGr/día
De 0 a  24 meses 0 gramos
De 2 a 18 años25 gramos
A partir de los 18 años50 gramos
Diabéticos25 gramos
IntolerantesSegún diagnóstico y prescripción
Período de embarazoPreferencia <50 gramos
Período de lactanciaPreferencia <50 gramos

¿Conocías las cantidades mínimas diarias y el contenido de este elemento en los alimentos? ¿Crees que tomas demasiada cantidad? Danos tu opinión, seguro que será de gran ayuda para los demás miembros de la comunidad!

Fuentes y referencias:

  • http://dialnet.unirioja.es/servlet/fichero_articulo?codigo=2260707&orden=0
  • https://www.nal.usda.gov/
  • https://academic.oup.com/ajcn/article/76/4/721/4677434
Resumen:
Información:
Nombre del Post:
SACAROSA: La Guía más completa sobre el azúcar de mesa - VITTaVITT
Puntuación:
51star1star1star1star1star